Técnicas de manipulación

Hoy, involuntariamente, he montado un buen lío en Twitter cuando se me ha ocurrido publicar esto:

Tuit

El tuit era una respuesta a otro de Hermann Tertsch donde mostraba su extrañeza porque Amnistía Internacional apareciera de la mano de alguien tan escrupuloso con el respeto a los derechos humanos como Ada Colau y -añado- es absolutamente cierto. Hace años estuve en Amnistía Internacional y me indignó la visión hemipléjica por la que las violaciones de derechos humanos eran tratadas de distinta forma según de quién vinieran.

Rápidamente he encontrado varias personas dispuestas a informarme de que en la base de datos de Amnistía Internacional hay mucho más que Guantánamo y la pena de muerte en U.S.A. y, desde luego, es así pero permítaseme añadir dos cosas:

  1. Una forma de manipulación muy utilizada consiste en “enterrar” la información donde se sabe que nadie la va a mirar mientras que las acciones y manifestaciones públicas van por otro lado. Es tan usual esta forma que la he encontrado en lugares tan diversos como el informe de un accidente de aviación, en el que se podían sacar unas conclusiones completamente diversas dependiendo de que se leyeran la introducción y las conclusiones o el cuerpo del informe y en un informe tan célebre como el del IPCC (Panel Intergubernalmental sobre el Cambio Climático) donde la introducción simplemente contradecía al cuerpo del informe. En el momento en que me retiré, Amnistía Internacional promovía diversas manifestaciones sobre Guantánamo mientras que, al menos en su actividad pública, se olvidaba del resto de la isla que no dudo figuraría en su base de datos.
  2. Ante la invitación a mirar la base de datos por parte de uno de los tuiteros, lo he hecho y me he encontrado que en España hay un “conflicto armado” que preocupaba a Amnistía Internacional quien pedía tratamiento adecuado para los presos de tal conflicto que, como puede suponerse, es el relativo a ETA. En primer lugar, hablar de “conflicto armado” significa asumir el discurso de una de las partes; en segundo lugar y mucho más indignante, no se puede llamar “conflicto armado” a algo en lo que una parte -siempre la misma- pone las balas y otra -siempre la misma también- pone los muertos. Quizás se pudo llamar como tal en la época de los GAL, donde había bandas en las que sus miembros se asesinaban unos a otros pero de eso hace más de veinte años.

Puesto que los 140 caracteres de Twitter no dan para mucha explicación, creo que merecía la pena aclararlo y ésta es la aclaración aunque, como sospechaba y los hechos me han demostrado después, es un intento ocioso. Hay mucha gente que prefiere razonar como Monty Python pero sin gracia.

Anuncios

Un Comentario

  1. Miguel A. Nadal

    Siempre hubo, hay y habrá gente dispuesta a “de un grano de arena, hacer una montaña”…., si es que hubo alguna vez tal grano de arena. Considero que tu enfoque en el tratamiento de diversas cuestiones, desarrollo de los temas, análisis crítico de opiniones, etc ., debría de estar más generalizado en muchos ámbitos …, nos iría mejor a todos. Y este artículo es otro buen ejemplo de ello. Un saludo

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s