El futuro partido de Savater: ¿Decepción en ciernes?

Ayer se presentó en Madrid en formato debate la plataforma organizada por Savater y Martínez Gorriarán con el proyecto de organizar un futuro partido político.

Llamaba la atención que, aunque mucha gente decía estar de acuerdo, resultaba que incluso los mensajes dados al inicio por uno y otro de los promotores eran radicalmente distintos.

Martínez Gorriarán hablaba de un conjunto de problemas que iban más allá del eje derecha-izquierda y que tenían mucho más que ver con el modelo constitucional, con la ley electoral y con la situación que ambas cosas habían provocado donde -en sus propios términos- un 8% de voto nacionalista estaba condicionando la vida del 92% no nacionalista.

A continuación, tomó la palabra Fernando Savater que, además de reafirmarse en lo dicho por Martínez Gorriarán, añadió algo más: El eje derecha-izquierda es importante, el futuro partido -en caso de crearse- tenía que ser un partido “de progreso” aunque aclaró que esto no tenía que ver con izquierda ni con derecha, cosa que confundió aún más puesto que la etiqueta de “progresista” ha sido autoaplicada tradicionalmente por la izquierda para, más o menos, finalizar diciendo que los dos problemas de España eran el nacionalismo y el clero.

No sé cómo tratarían a Savater los curas en el colegio pero ¿tanto peso tiene el clero en la política actual como para equipararlo a los nacionalismos? Creo que es difícil colocar ambas cosas en el mismo plano, incluso aunque se pueda estar de acuerdo en que la actividad política no es el ámbito propio del clero.

Creo que en este momento hay dos opciones y es muy difícil encontrar una intermedia. Casualmente, cada uno de los dos promotores parecía optar por una de ellas y eso augura en el próximo futuro problemas parecidos a los que están encontrando en Ciudadanos de Cataluña.

En primer lugar ¿realmente hay un hueco político a la izquierda del PP y a la derecha del PSOE? Llega un momento en que ambas cosas son perfectamente intercambiables y buscar un hueco ahí puede ser más que difícil. ¿Qué significa entonces lo de “partido de progreso”?

Está muy bien que, como salió en el coloquio posterior, de repente alguien diga que la vivienda supone un gran problema y que una manifestación del progreso sería la lucha contra la especulación. Muy bien. Aceptémoslo. ¿Cuál va a ser su fórmula? ¿Eliminar todas las corruptelas asociadas a la construcción mediante la autorización de construcción en todas partes menos en las que específicamente se prohíba -como quiso hacer el PP- o aumentar las fórmulas de control? ¿Están seguros de que, en caso de formar el nuevo partido, tienen que entrar en ese tipo de guerras?

Si lo hacen, además, inevitablemente van a ahuyentar a un conjunto de personas que pueden estar preocupadas por la deriva nacionalista a que ha conducido un sistema mal diseñado y mal gestionado. ¿No es más importante eso que tratar de inventar un programa político completo en hueco casi inexistente?

Quizás sea aventurado afirmarlo pero parece que por ahí puede ir la receta de Martínez Gorriarán:

Olvidemos la dialéctica de derecha e izquierda y, en lugar de tener un programa de gobierno completo, centrémonos en unas cuantas cosas que contribuyan a una regeneración democrática como las reformas de la Constitución, de la ley electoral y el establecimiento claro de qué competencias corresponden al Estado central y qué competencias corresponden a las autonomías en toda España y para todos las mismas.

Una receta de este tipo no ahuyentaría a nadie y, sin duda, sumaría aunque parece que algunos de los promotores no van en esa línea y se pudo escuchar alguna intervención donde se transparentaba el mismo sectarismo que se estaba criticando.

Por supuesto, si alguien pretende crear un partido con ese objetivo tiene que asumir dos cosas más:

  1. Vocación de interinidad: Una vez conseguidos los objetivos que justifican la creación del partido, éste podría disolverse y sus miembros retirarse o pasar a moverse por la dialéctica izquierda-derecha que, en este momento, puede haber pasado a segundo plano ante la existencia de problemas más graves.
  2. Disciplina de voto férrea: La composición de un partido donde convivan distintas tendencias puede dar lugar a que cada uno vote lo que crea conveniente en cada momento. El problema que esto supondría es que, en lugar de servir de factor regenerador, abriría un mercado político donde el kilo de diputado empezaría a cotizar en las votaciones clave empeorando aún más el sistema. Un criterio claro en este sentido sería el apoyo explícito a la fuerza mayoritaria siempre que ésta se comprometiera de palabra y obra a apoyar las acciones de recuperación democrática defendidas por el nuevo partido.

La otra opción, un programa político completo, con énfasis en la persecución a los nacionalistas y a los curas, no va a sumar apoyos y va a restar unos cuantos. En la clarificación de cuál de las dos líneas se va a seguir estará el ser o no ser del nuevo partido y, sobre todo, el ser útiles o ser unos más a meter ruido dentro de un panorama ya bastante ruidoso.

Anuncios

  1. jacoboelosua

    Hola José.

    Creo que tu artículo captura muy bien la esencia de la disyuntiva. A todos los españoles descontentos con el funcionamiento político actual nos va mucho en este empeño.

    Un saludo cordial,

    Jacobo (de Ciudadanos-Partido de la Ciudadanía, que no Ciudadanos de Cataluña…)

    PD: enhorabuena por tu magnífico blog.

  2. jlmz

    Es una auténtica lástima.
    Parece que tendremos que perder la esperanza, por ahora, de votar a alguien capaz de plantearse e intentar resolver los problemas serios de nuestro sistema político.
    Lo siento mucho

  3. José Sánchez-Alarcos

    Lo malo es que, por lo que se ha publicado, Ciudadanos va en la misma tónica.

    Creo que si no tuvieran tanta prisa en definirse como de centro-izquierda tendrían muchos más apoyos (incluido el de centro-izquierda) que al hacerlo.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s